“Raciocinio del esplendor anhelado”

Es intrigante sentarte y darte cuenta que una parte de tu ser percibe que en tu vida amorosa no te han llenado de satisfacción como siempre has soñado, con inocencia, astucia y pasión.

Hablemos de esa sensación, que te ilumina las pupilas como el brillo de tu teléfono en la madrugada, que por un instante te deja ciego; desorientado.

Esa sensación, te abraza tus atrios y ventrículos, día y noche, impulsándolos y motivándolos a seguir contrayéndose y relajándose para continuar batallando los intentos de hacerte sentir que lo que percibes sea cierto. Lo harás con tu buen motor.
Esa sensación que ocasiona que tu mente resuene como las ráfagas de viento de un huracán, pero sabes que continuarás en la lucha, debido a que conoces de la existencia del momento del más allá, que es el deseado a todo su esplendor la mayoría del tiempo.

Sabes que no lo obtendrás, pero estas tranquilo porque ese esplendor que tanto deseas será tu motor para seguir viviendo de esas pequeñas satisfacciones de tu vida amorosa.

Por: Stephanie Rodríguez
Enjoy…

Advertisements